martes, 19 de abril de 2011

LIMONADA





LIMONADA



La limonada que mi madre nos hacía en invierno, empezábamos a tomarla en los primeros calores de la primavera y sobretodo en verano.

No había nada tan refrescante y rico como un vasito de limonada natural.

Es posible que las vitaminas ya hubiesen desaparecido, pero estaba buenísima.

Como todo lo que yo os digo es muy fácil:

Exprime un kilo de limones y echa el zumo en una jarra de cristal junto a un kilo de azúcar.

Se mezcla bien y te queda
como un jarabe.

Cuando desees hacer una limonada, coge un vasito de agua fresquita y le añades una cucharada del jarabe que has hecho.

Le das vueltas para que se disuelva bien y lista para tomar.